https://sites.google.com/site/forosdesabiduria/propuestas-sostenibles/Propuestas_sostenibles_1.jpg?attredirects=0

Propuestas Sostenibles, es una herramienta que facilita el proceso creativo de los grupos en la búsqueda de propuestas que acojan todas las necesidades. Mantiene el enfoque en las necesidades que hay debajo de las interpretaciones, juicios y exigencias, creando un ambiente de escucha y confianza.

Creada por Julio Hervás, en colaboración con Carmela Prats y Hannah Seibert. Con inspiración en la Comunicación No Violenta de Marshall Rosenbergla Facilitación Dinámica  de Jim Rough, el Proceso de Consenso de Beatrice Briggs y la Theory U de C. Otto Scharmer.


1ª etapa: Propuestas iniciales

Comienza el proceso de escucha, con tres acuerdos básicos para la participación:
· habla solo una persona a la vez
· no interrumpir
· levantar la mano para pedir turno de palabra

La primera persona en participar explica su propuesta, que ventajas tiene, y que necesidades básicas satisface. La persona que facilita lo escribe en un cartel (rota-folios preparado previamente con cinta adhesiva en cada hoja). 

La segunda persona que participa expresa sus inquietudes ante la propuesta de la primera persona, y que necesidades no acoge suficientemente. La persona que facilita lo escribe en el mismo cartel y después lo coloca en un lateral de la parte inferior de la pared. Y seguidamente invita a esta segunda persona a realizar una segunda propuesta que acoja esas inquietudes y necesidades, y a expresar también las ventajas y las necesidades básicas que satisface. Esta información se recoge en un segundo cartel.

La tercera persona expresa sus inquietudes ante la segunda propuesta, y que necesidades no acoge suficientemente (y se anotan en el segundo cartel). Y así , al igual que la anterior persona, continúa el proceso trayendo la tercera propuesta con sus ventajas y necesidades que satisface. Luego viene la cuarta persona/propuesta/cartel, la quinta,...


Estas primeras propuestas suelen estar polarizadas y no son sostenibles pero sirven para:
• visualizar las diferentes posiciones que hay en el grupo, 
• dar escucha a todas las ventajas e inquietudes, 
• conectar con todos los valores que están en juego
• adquirir una visión más amplia del reto al que se enfrentan como grupo (encontrar una propuesta que acoja todas las necesidades).
• vivir un proceso que va transformando al grupo y les impulsa hacia las siguientes etapas.

El proceso de Propuestas Sostenibles está a mitad camino entre:
• el proceso de "lluvia de ideas", que prioriza el ir hacia adelante compartiendo ideas sin juzgarlas, ni analizarlas, para potenciar el fluir creativo del grupo, 
• y el proceso de consenso, que a partir de una propuesta inicial inicia un debate en profundidad para ir "modelándola" hasta llegar a una propuesta final que todos puedan apoyar.


2ª etapa: Caos y vulnerabilidad

Puede haber un momento del proceso en el que parece que el grupo no va a llegar a ninguna propuesta común porque observan muchas propuestas diversas y les parece que son muy diferentes e irreconciliables. Es una etapa de caos, desesperanza, vulnerabilidad, cansancio... En este momento, la habilidad de la persona que facilita para sostener al grupo en esta etapa es esencial, pues el grupo se encuentra ante la vulnerabilidad que precede a los ¡Eurekas!, ¡Ajas!, intuiciones,... al momento de sabiduría y síntesis, al momento en el que lo individual se junta con lo colectivo y emerge la creatividad grupal. Nuestra recomendación para la persona que facilita es que se mantenga en calma, en conexión con su respiración y sensaciones corporales, sin juzgar, y que continúe el proceso valorando esta etapa y confiando en que en algún momento cambiará.


3ª etapa (opcional): Descanso y "búsqueda de visión"

Pasados unos 50-60 minutos con las propuestas iniciales, y quizás estando en el momento de caos, un descanso facilita que la personas "dejen ir" sus pensamientos iniciales para "dejar venir" intuiciones y propuestas sostenibles. Puede ser un descanso libre (no más de 15-20 minutos) seguido de una relajación guiada para "ir a la búsqueda de visión".


4ª etapa: Primeras propuestas sostenibles

Hay un momento en que algunas personas del grupo empiezan a soltar sus posturas iniciales y a centrar su creatividad en el reto de encontrar una propuesta que acoja todas las necesidades. Y empiezan a llegar los ¡Eurekas!, ¡Ajas!, intuiciones,... los momentos de sabiduría y propuestas que empiezan a ser más sostenibles.

Aparentemente, el proceso sigue siendo el mismo; la persona que facilita continúa escribiendo las propuestas y colgándolas en la pared. El cambio ha ocurrido en un nivel de realidad más sutil. Y las propuestas que ahora llegan son más integrales.

Esta etapa puede llegar antes o después del descanso. Si llega antes del descanso, se entra en ella por un tiempo y después, igualmente, puede convenir un descanso y relajación guiada (3ª etapa) para apoyar que todo el grupo vaya junto.


5ª etapa: Propuesta sostenible final

- Posibilidad 1: Si hay un momento en que una de estas propuestas se vive con especial entusiasmo, y va unida a un cambio en la energía del grupo que ahora trabaja cohesionado en la misma dirección, entonces posiblemente estamos ante la propuesta sostenible final. En este momento sobre el cartel de la propuesta se pueden ir haciendo modificaciones y concretando detalles. Se entra en profundidad para elaborar lo que quizás va a ser la propuesta final. 

Un tiempo después de haber entrado en detalles, o en próximos pasos para llevar adelante la propuesta, es el momento de resaltar que el grupo ha llegado a algo común, el momento de escribir en cartel auxiliar la información básica en la que todas estamos de acuerdo para visibilizar claramente la propuesta base final, y formalizamos el acuerdo de grupo. 
Posiblemente la propuesta va a requerir de mayor concreción y próximos pasos (distribución de tareas, tiempo para cada tarea,…) pero estos detalles se siguen desarrollando después de un momento para formalizar el acuerdo (que puede incluir la celebración).

- Posibilidad 2: Si el grupo no llega en esa sesión a una propuesta sostenible final, incluso salen nuevos conflictos que requieren atención para poder seguir avanzando, entonces la persona que facilita enmarca en que momento del proceso se encuentra el grupo, celebra los avances y abre el proceso de concretar próximo encuentro (sin hablar del tema, solo del cuando y cómo van a tratarlo). Quizás convenga acordar primero una sesión de conexión antes de continuar en este tema concreto.

- Posibilidad 3: Si han surgido varias propuestas sobre el mismo tema que son complementarias y de interés para el grupo, se pueden hacer tantos subgrupos como propuestas para que cada subgrupo trabaje el desarrollo más concreto de una de las propuesta (y si algunas de estas propuestas son muy parecidas, pueden agruparse para que solo uno de los subgrupos se haga cargo de ellas). Una forma de hacer los subgrupos es poner varios papeles repartidos por el suelo con los nombres de las propuestas y que cada persona se situe cerca del papel/propuesta en la que quiera participar. Posteriormente se comparten en el grupo las propuestas trabajadas previamente en subgrupos. 


Observaciones generales:

- Puede ser que centrados en un tema, salga una propuesta que lleva al grupo a otro tema muy diferente, entonces también se recoge la propuesta en un cartel pero después se pone en otro lugar de la pared como tema pendiente. Si son ideas (fuera del tema) o cosas varias de interés, se recogen en un cartel auxiliar que también esta preparado en otro lugar de la pared.


- Escribimos utilizando colores y letras minúsculas/mayúsculas:
· La propuesta, en color negro y minúsculas.
· Las ventajas,  en color verde y minúsculas (las necesidades en mayúsculas)
· Las inquietudes, en color naranja y minúsculas (las necesidades en mayúsculas)


- Si se han realizado trabajos previos de conexión (Foro de Empatía, Visión común,..) recomendamos realizar alguna dinámica al inicio de la sesión para reconectar al grupo con los valores/necesidades surgidos. Os proponemos dos dinámicas que nos han funcionado:
   
1. "Nubes de necesidades" . Los valores/necesidades se escriben en "nubes" y se pegan en un triángulo, teniendo en cuenta el acercamiento a los tres vértices: cuidado de los objetivos, de las personas y del proceso. Esto lo hacen trabajando en subgrupos, y finalmente se ponen todos los valores en un gran triángulo que se coloca en la parte superior de la pared. Simboliza que una "lluvia de valores del grupo" caerá sobre las propuestas que se van a trabajar durante la sesión.
  
2. "Flor de necesidades". La necesidades se colocan en el suelo en la misma forma que hacemos con La Flor Colaborativa